Para gobernar con los conservadores, hay que bancárselos durante la campaña

24 de nov, 2008 | Por | 5 Comentarios

Quiere ser presidente de Chile. Quiere llevar a La Moneda su toque de Rey Midas, de empresario exitoso, de político joven, brillante y “emprendedor”.

El problema, claro, es que él -que es liberal, demócrata y “meritocrático”, nadie lo dude- está obligado a gobernar con los conservadores entre los conservadores: la ultra elitista derecha chilena. La derechísima autoritaria.

El conflicto: varios le han dicho al oido que  para llegar a la presidencia necesita el voto de los jóvenes (la imagen de Obama cruza por su mente). Pero claro, como casi no hay jóvenes en el padrón, el cuasi candidato necesita inscripción automática y voto voluntario.

“Propongo que aprovechemos ahora reformar el sistema promoviendo la inscripción automática y el voto voluntario”

Casi me llegué a emocionar. Sus socios, sin embargo, no parecen emocionarse: no han demorado un día en darle la espalda, haciéndole una tapa que se escuchó hasta acá:

“Las propuestas de carácter electoral tienen un contexto, y ese contexto tenemos que tenerlo muy presente. Hoy el contexto es que hay una mayoría en el Congreso que quiere el voto obligatorio y mientras eso esté presente es muy difícil avanzar en esta materia” (V. Pérez)

Lección para el cuasi candidato: para gobernar con los conservadores, primero hay que bancárselos durante la (pre)candidatura.

Lección para nosotros, los electores: así las cosas durante la pre-campaña, ¿se imaginan un gobierno con la UDI en los ministerios? Chadwick ministro del Interior, Coloma en Justicia, Lavín en Mideplan, Novoa en Segegob. Usted complete la lista. Ahí si que veríamos zancadillas, justo en la alfombra roja de palacio.

Sigo divagando: si mal no recuerdo, a Midas le terminaban saliendo orejas de burro. Por las malas juntas, claro…

5 Comentarios

  • Matías,

    Apuntas a un problema esencial de nuestro mapa político. Carecemos de una fuerza política que sea verdaderamente liberal (liberalismo como teoría de la justicia política), independiente y consecuente con sus principios.

    Saludos,

    Ernesto

  • Matías, Y claro. Seguimos con esa extraña síntesis entre el conservadurismo agrario-nacionalista-hispánico-católico (y quizás que más) y la derecha liberal (que es hasta republicana en algunos aspectos). Ese matrimonio que se conoció en los salones, pero que en más de una ocasión rugió fuerte en favor de los primeros: la travesía por el desierto de Allamand, las bajadas de Piñera, la bancada militar en el Senado, la misma promoción furibunda del Sí en 1988. Veamos qué pasa.

  • @Matias

    Entre seguir viendo a los mismos de siempre en los ministerios (haciendose zancadillas igual), yo preferiría a ver a los del otro equipo en la moneda. No se si sea conveniente otro gobierno de la concertación.

  • [...] por Matías el 15 de Octubre de 2009 en la sección Actualidad en delaRepublicaY fue hace casi un año: para gobernar con los conservadores, hay que bancárselos durante la [...]

  • [...] Insistimos, Sr. Piñera: para gobernar con los conservadores, hay que bancárselos durante la campaña. Comparte este artículo: [...]

  • Deja un Comentario